How to Save Money on Drinks Without Sacrificing Taste or Nutrition

Food and drinks are the third largest expense for most households, according to the US Bureau of Labor Statistics. Without sacrificing taste or nutrition, the Rethink Your Drink team has some suggestions to help your family save money. Keep reading to learn more.

Choose tap water: Water that comes from the faucet is best for your wallet and the environment. Drinking tap water costs only a few cents per day compared to a few dollars for bottled water. These savings can add up to hundreds of dollars over the year! Tap water is safe and must be tested at least once each year. To help your family choose tap water more often:

  • Keep a covered pitcher of water in the refrigerator
  • Buy reusable containers that can be refilled at school or when you leave home
  • Serve your family water with meals and snacks.

Choose conventional milk: Organic milk can cost over twice the amount as conventional (non-organic) milk at the grocery store. The term ‘organic’ refers to the way food is produced, but both have the same nine essential nutrients. Whatever option your family chooses, you can rest assured that both options are nutritious and safe.

Choose ‘store brand’ items: When it comes to drinks, like milk or 100% juice, the store brand, or generic brand of the item is usually 15-30% lower in price compared to a recognized brand name. Often times, generic brands have the same ingredients. Some are even produced at the same location as the brand name item. Over time, buying these generic items can add up to big savings!

Make drinks at home:  Rethink Your Drink recipes, available for FREE on our website, feature sugar-free recipes using seasonal fruits, vegetables and herbs to naturally flavor water or milk. Many of these cost only a few cents/serving. Download or pick up your recipe cards at a grocery store near you today.

Stay tuned for next month’s issue featuring Probiotic Drinks.

Cómo ahorrar dinero en bebidas sin sacrificar el sabor o la nutrición

Según la Oficina de Estadística Laboral de los Estados Unidos el tercer gasto más grande para la mayoría de los hogares son los alimentos y las bebidas. El equipo de Rethink Your Drink tiene algunas sugerencias para ayudar a su familia a ahorrar dinero sin sacrificar el sabor o la nutrición. Siga leyendo para saber más.

Elija agua de la llave: el agua que viene de la llave es lo mejor para su billetera y para el medio ambiente. Beber agua de la llave cuesta solo unos pocos centavos por día en comparación con el agua embotellada que cuesta unos pocos dólares. ¡Estos ahorros pueden sumar cientos de dólares cada año! El agua de la llave es segura y debe analizarse al menos una vez al año. Para ayudar a su familia a elegir agua de la llave con más frecuencia:
• Mantenga una jarra de agua tapada en el refrigerador.
• Compre recipientes reutilizables que se puedan volver a llenar en la escuela o cuando esté fuera de su casa.
• Sirva agua a su familia con las comidas y los bocadillos.

Elija leche convencional: la leche orgánica puede costar más del doble que la leche convencional (no orgánica) en el supermercado. El término “orgánico” se refiere a la forma en que se producen los alimentos, pero ambos tienen los mismos nueve nutrientes esenciales. Cualquiera sea la opción que elija su familia, puede estar seguro de que ambas opciones son nutritivas y seguras.

Elija productos de “marca de la tienda”: cuando se trata de bebidas, como la leche o el jugo 100% natural, la marca de la tienda o la marca genérica del producto suele ser entre un 15 y 30 % más barata en comparación con una marca reconocida. A menudo, las marcas genéricas tienen los mismos ingredientes. Algunas incluso se producen en el mismo lugar que el producto de marca. Con el tiempo, la compra de estos productos genéricos puede ahorrarle bastante.

Prepare bebidas en casa: las recetas de Rethink Your Drink, disponibles GRATIS en nuestro sitio web, incluyen recetas sin azúcar que utilizan frutas, verduras y hierbas de temporada para dar sabor natural al agua o la leche. Muchas de estas bebidas cuestan solo unos pocos centavos por porción. Descargue o recoja sus tarjetas de recetas hoy en una tienda de comestibles cercana.

Esté atento para la edición del próximo mes que se enfocará en Bebidas Probióticas.

Leave a Reply

Your email address will not be published.